CUADRO CON PIEDRAS

04
Dic
2010
Nos encanta la playa. Da igual que sea verano, otoño, invierno o primavera. Un paseo a la orilla del mar es más que relajante, como también es relajante coger piedrecitas mojándonos los pies mientras rompen las olas. Para seguir relajándonos cuando llegemos a casa después de nuestro día en la playa  podemos aprovechar las piedrecitas que hemos cogido durante nuestro paseo y realizar un bonito cuadro que nos recuerde el mar.
Las instrucciones son muy sencillas, tal y como nos cuentan en la Factoría Plástica:
- Seleccionamos las piedrecitas que mejor se adaptaban por su forma
- Las marcamos con un lápiz y las pintamos con un pincelito y con acrílico
- Las pegamos a la trasera del cuadro, sobre papel de acuarela.
- Y lo metemos todo dentro de un marco con profundidad
Éste es el recultado. Bonito, ¿verdad?


Siempre al día

Déjanos tu correo para
recibir nuestras novedades